Padece también Pemex desabasto de medicinas

Los servicios de salud que otorga Pemex a sus trabajadores también operan con desabasto de medicamentos debido a ineficiencias ya detectadas por la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

Los servicios de salud que otorga Pemex a sus trabajadores también operan con desabasto de medicamentos debido a ineficiencias ya detectadas por la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

La petrolera, advirtió la ASF, ha demorado más del plazo legal para cerrar contratos con farmacéuticas que han ganado licitaciones de compras consolidadas.

Ello, a su vez, ha derivado en que los derechohabientes tengan que comprar directamente su medicina para que se les reembolse el costo.

Sólo en 2020, Pemex ejerció mil 620.6 millones de pesos para la compra de medicinas y productos farmacéuticos, y de esa cantidad 830.8 millones de pesos, que representan el 51.3 por ciento, los gastó bonificando a los derechohabientes por haber surtido por su cuenta la receta o bien pagando directamente al proveedor.

Si bien el esquema de “compra directa” está permitido por la normatividad de Pemex, no garantiza las mejores condiciones de precio y calidad.

Al revisar una muestra de recetas surtidas por fuera y pagadas por Pemex, la ASF encontró que Pemex erogó 6.9 millones de pesos por medicamentos que, de haber surtido oportunamente mediante los contratos de la compra consolidada de la Secretaría de Hacienda, le hubiera significado un desembolso de 1.2 millones de pesos.

También consideró que es muy alta la proporción de medicamentos obtenidos por esa vía, 51.3 por ciento, y lo asoció a la falta de oportunidad con la que Pemex formalizó los contratos de la compra consolidada que llevó a cabo la Secretaría de Hacienda para todo el Sector Salud.

En 2020, Pemex se puso como objetivo surtir el 90 por ciento de las recetas, sin embargo, sólo alcanzó el 60.2 por ciento, una cifra inferior en 13.7 por ciento con respecto a 2019.

“En 130 contratos con un monto mínimo de 74.5 millones de pesos no hubo cumplimiento, ya que no reportaron flujo de efectivo, ni devengado; tampoco se generaron órdenes de surtimiento, ni registraron entradas al almacén en el ejercicio 2020”, señaló.